Resumen del estado del tiempo para Puerto Rico del miércoles, 22 de mayo de 2019.

El Servicio Nacional de Meteorología (SNM) pronosticó que aguaceros continuarán moviéndose desde las aguas a sectores del sur y este de Puerto Rico durante horas de la mañana, moviéndose más a dentro de la isla a medida que progrese el día. Luego, actividad de lluvia acompañada de tronadas aisladas se espera que se concentre a través de sectores del interior y oeste de Puerto Rico en la tarde.

No se pueden descartar aguaceros a través del área metropolitana de San Juan. Condiciones favorables en los niveles medios y humedad tropical en la zona ayudaran al desarrollo de convección en horas de la tarde, lo que resultará en acumulación de lluvia en lugares aislados de hasta una pulgada y media o cantidades mayores.

Como resultado, existe un aumento en el peligro de inundaciones urbanas y de pequeños riachuelos, particularmente a través del cuadrante noroeste de la isla. Se pronostica que las temperaturas máximas lleguen de los altos 80 grados a los bajos 90 grados a través de las áreas costeras bajo un flujo de vientos del este-sureste entre 10-15 millas por hora y ráfagas de viento más fuertes.

A través de las aguas regionales y los pasajes locales, se espera oleaje a cuatro pies o menos. Vientos del este a sureste continuarán entre 10 y 15 nudos. Existe riesgo moderado de corrientes marinas para las playas del norte de Puerto Rico.

El cielo prevaleció mayormente despejado para el oeste y parcialmente nublado en el este durante horas de la noche y tempranas horas de la mañana. El radar Doppler detectó aguaceros desplazándose sobre las aguas y algunos entrando a tierra afectado sectores del sureste de Puerto Rico. No fue reportada acumulación de lluvia significativa con esta actividad.

Las temperaturas durante la noche bajaron de los medios a altos 70 grados a través de las áreas costeras y en los medios a altos 60 grados en áreas más altas. El viento estuvo leve y variable.